Home Colombia Prórrogas, concesiones y remedios culebreros
Colombia - August 20, 2008

Prórrogas, concesiones y remedios culebreros

El optimismo que demostró el Ministro de Transporte, Andrés Uriel Gallego, al explicar la firma de las cuatro prorrogas de las concesiones portuarias de Buenaventura, Santa Marta, Palermo y Barranquilla, me despierta muchos interrogantes. Tal vez sea una muestra más que los colombianos seguimos tragando entero cuando leemos las noticias, en especial esas que pueden ser un arma de doble filo, pues por un lado se abren las importaciones, exportaciones, se aumenta la oferta de trabajo, pero por otro lado, los dueños de las Sociedades Portuarias, esas compañías que manejan ganancias de cerca de 5 millones de dólares mensuales, siguen siendo los mismos con las mismas.

 

La verdad es que con tantas noticias y hechos escandalosos como el Yudis “gate”, incluyendo su famosa empelotada en la revista Soho, los acusados por la farcpolitica, los liberados de la parapolitica, la retaliación de las FARC, los reinados y etc, etc, ¿Quién tiene tiempo para calcular en dólares todo el dinero que esta en juego con un tema tan álgido como las concesiones portuarias?.

 

Tras dos años de negociaciones, en el mes de mayo de 2008 los representantes de las Sociedades Portuarias firmaron acuerdos que extienden sus conseciones del 2013 hasta el año 2033 mejor dicho por veinte años más. Sin embargo, esto parece contradecir la ley 80 de 1993 que habla explícitamente sobre el termino y duración de las concesiones actuales y futuras, las cuales pueden ser solo prorrogables por 10 años o por lapsos iguales, en ningún momento se habla de prórrogas automáticas ni gratuitas, pero en Colombia se vienen haciendo desde hace tiempos como el paciente que sigue tratando su enfermedad con el mismo remedio que le había recetado hace años su curandero.

 

Es claro que existe una violación de la ley y existe suficiente jurisprudencia al respecto, tanta que no cabe en las páginas de este blog. La violación es clara y categórica y lo digo con conocimiento de causa como lo afirma un experto abogado con quien me atreví a discutir este tema, pues de acuerdo con la hermenéutica jurídica LA IGNORANCIA DE LA LEY NO ES EXCUSA PARA EVADIR SU CUMPLIMIENTO.

 

Ahora bien, el alargue de estos contratos tiene como objetivo mejorar las operaciones de exportación e importación, de optimizar la infraestructura nacional, con miras a los tratados de libre comercio que Colombia está negociando y que ha suscrito con otros países, entre otros con Canadá. No obstante, es importante pensar ¿A quién benefician realmente todas estas concesiones? ¿Por qué hacen caso omiso a la Ley 80 de 1993? Si, la temible ley 80 que tanto ha utilizado el Procurador Edgardo Maya para destituir e inhabilitar servidores públicos. Como vemos no hubo ni siquiera una licitación para estas prorrogas, las hicieron de una, automáticamente, desconociendo la prohibición de exceder el límite de tiempo. Yo digo, si eso es con los puertos de Colombia como serán las conseciones con el manejo con los servicios públicos? Ay “sagrado rostro”!!!… Como dice un paisano colombiano.

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Ya basta de satanizar a Corea del Norte (1 parte)

Email @NataliaGnecco¿Hay que tener miedo de Corea del Norte? ¿Es loco su dir…