Home Colombia Lecciones de perdón y olvido
Colombia - December 21, 2014

Lecciones de perdón y olvido

@NataliaGnecco
Hablar de posconflicto es hablar de reparación de víctimas y en este contexto uno de los personajes de la reconciliación 2014 que vale la pena resaltar es la senadora Sofía Gaviria Correa, quien hace parte de la bancada de congresistas víctimas de las Farc y lidera la Federación Nacional de Víctimas. Sofía con su mensaje claro y categórico “sin una participación proporcional de las víctimas en los diálogos de La Habana, las negociaciones no conducirán a una solución justa que nos pueda llevar a una paz duradera”, logró convocar en un foro nacional a al menos 1.500 víctimas de esta guerrilla para decidir, “por consenso”, lo que esperan del grupo armado.

 

Como la unión hace la fuerza, la creación de esta Federación Nacional de Victimas de las Farc, es una gran iniciativa en medio del proceso de paz, que se asemeja de alguna manera a la movilización cívica Un millón de voces contra las Farc o marcha del 4 de febrero del 2008. Aún recuerdo esa helada mañana en el parque Emilie-Gamelin, en la estación de metro Berri-UQAM en Montreal, cuando muchos compatriotas, acompañamos a miles de víctimas, en su mayoría invisibles con el eslogan Colombia soy yo

Hoy, seis años después de la marcha, los colombianos estamos más familiarizados con las víctimas, conocemos sus historias así hayan sido menos publicitadas que la del gobernador de Antioquia Guillermo Gaviria Correa, hermano de la Senadora Sofía Gaviria, quien fue secuestrado y asesinado por este grupo guerrillero.

Sofía, Senadora, politóloga egresada de la Universidad de los Andes, liberal de pura cepa, recibió hace un par de semanas la Orden del Zurriago, principal condecoración no gubernamental que se confiere a los hijos de Antioquia que más se destacan en Colombia y si bien la identificamos en su rol como defensora de las víctimas de las Farc, cuenta con una experiencia muy interesante en Sarajevo, donde estudió y escribió sobre el conflicto, justo después de las guerras yugoslavas.

Desde la Comisión Séptima del Senado de la República, momentos después de haber sido aprobado por unanimidad, en primer debate, el proyecto de Ley 54, de Seguridad Alimentaria y Nutricional, que presentó la senadora Sofía Gaviria y con el cierre del periodo legislativo en cuestas, ella toma unos minutos para responder a mis preguntas

Senadora ¿Es posible el perdón?

Sí, siempre que el victimario lo pida y lo sienta.

¿Qué diferencias ve usted entre el perdón y la reconciliación?

Que primero va el perdón y luego la reconciliación.

¿Existe una petición unánime de las víctimas de las Farc a la mesa de negociación en La Habana?

Hay 33 puntos “impajaritables” sobre eso, que acordamos más de 1.500 víctimas de las Farc, cuando nos reunimos, el pasado 27 de octubre, en el Foro Nacional “Colombia Abraza a las Víctimas de las Farc”. Esos puntos se enfocan en cuatro grandes temas: verdad, justicia, reparación y compromiso de no repetición.

¿Cree que por qué las víctimas han tenido tan poca visibilidad en Colombia en procesos de paz anteriores o intentos de acercamientos de diálogos entre los Gobiernos de turno y los grupos armados?

Yo creo que, en general, incluido este proceso, falta mucha visibilización de las víctimas, porque, en nuestro país, en estos procesos, a quienes se les han abierto los micrófonos ha sido a los victimarios.

¿Cómo podríamos frenar ese continuo reclutamiento de menores en las filas de las Farc?

Exigiéndoles a las Farc que no lo sigan haciendo.

¿Qué se necesita para que los congresistas víctimas de las Farc sean escuchados en la Habana?

Voluntad de la mesa de negociación.

¿Cómo ve el proceso de reinserción de todos esos menores desvinculados de grupos armados en la sociedad colombiana?

Esencial. Los mecanismos para que, efectivamente, esas otras víctimas de las Farc sean aceptadas y reincorporadas a la sociedad constituyen un reto para la sociedad y una de las solicitudes a la sociedad en su conjunto, por parte de las víctimas de las Farc. Por el momento, veo ese proceso de reinserción con mucha necesidad de fortalecimiento y por supuesto, creo que es necesaria una sensibilización para que la población colombiana entienda que esos jóvenes son víctimas y no victimarios.

¿Cuál es su mensaje para esta nueva etapa que inicia en la mesa de negociación en la Habana?

En cualquier momento, es necesario que se apropien de las solicitudes que escuchen y, muy especialmente, que acepten las peticiones de las víctimas de las Farc.

Finalmente, ¿Qué es lo principal para una adecuada reparación de las víctimas de las Farc?

No se puede resumir en una sola idea. Pero yo diría que se necesitaría cumplir con los postulados mínimos de verdad, justicia, reparación y no repetición que hemos definido las víctimas.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Check Also

Ya basta de satanizar a Corea del Norte (1 parte)

Email @NataliaGnecco¿Hay que tener miedo de Corea del Norte? ¿Es loco su dir…